Castilla-La Mancha se enfrenta a una nueva Navidad inmersa en pandemia de coronavirus, esta vez, 12 meses después, con los nuevos casos disparados en plena sexta ola por la variante ómicron y registrando, según el cómputo del 21 de diciembre, 2.049 casos nuevos diarios, más de trece veces por encima de los 150 casos que se contabilizaron el mismo día del año anterior.

Según los datos oficiales del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha sobre el seguimiento de la pandemia, el drástico repunte de casos no se traslada a los hospitales, ya que el 21 de diciembre de 2020 permanecían en camas hospitalarias de la región 451 pacientes, cifra que se reduce 12 meses después hasta los 127.

Esta estadística va de forma paralela a lo que ocurre en las unidades de cuidados intensivos. Si a la entrada del invierno de 2020 eran 61 las camas ocupadas en este recurso, hay en estos momentos 39 pacientes en esta situación.

También el conteo de fallecidos disminuye, y mientras en 2020 se añadieron 23 muertos a la estadística, en el caso de este ejercicio el mismo día de diciembre se lamentaron tres defunciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here