En cuanto apareció Internet, casi de inmediato surgieron usuarios que quieren ganar en él de forma ilegal, es decir, engañando a los usuarios honestos. Y a partir del momento en que el movimiento de fondos en la red ha aumentado rápidamente, los estafadores comenzaron a inventar esquemas fraudulentos de salarios injustos cada día más sofisticados. Considere los esquemas de fraude más populares en la red y entienda cómo no convertirse en víctima de los estafadores.

Juegos de azar


Con el desarrollo de Internet, se trasladó parcialmente y el negocio de los juegos de azar, pero no todos sus representantes son igualmente honestos.

Casino en línea

Inmediatamente, le gustaría señalar que no hay nada malo en el concepto mismo de los casinos en línea. Las opciones en línea ofrecen grandes premios y, por regla general, la posibilidad de ganar allí es mucho mayor. Sin embargo, entre estos recursos, puede encontrarse con casinos que pertenecen a estafadores. Por ejemplo, no es raro ver servicios que tienen problemas con la retirada de las ganancias, algunos casinos tienen tragaperras de desarrolladores de baja calidad que simplemente no dejan ninguna posibilidad de ganar. Además, algunos casinos pueden ser bloqueados, tras lo cual el usuario pierde el acceso a su cuenta y a sus fondos. Por lo tanto, siempre debe asegurarse de que el casino era espejos activos, el recurso cooperado sólo con los desarrolladores conocidos que pueden garantizar el juego limpio. Además, no estaría de más leer los comentarios de los usuarios del recurso, con el fin de aprender cómo la emisión de ganancias y el juego en la práctica. Los casinos que se preocupan por su reputación nunca utilizarán esquemas fraudulentos en su trabajo, como ejemplo de un casino online bueno y justo es www.casinoseninternet.com, que consiguió demostrar su valía en la esfera del juego.

Apuestas deportivas

Las propias casas de apuestas no son una gran amenaza, todo es bastante honesto allí. Pero las empresas que ofrecen comprar pronósticos deportivos no siempre son honestas. Muchas personas saben que existen precios fijos y que los resultados se venden en línea. Sin embargo, la mayoría de estas empresas no ofrecen un resultado de los partidos, sino sólo un pronóstico hecho por los expertos, que no siempre es un pronóstico experto. Es mejor rechazar este tipo de ganancias o hacerlo si se tiene una fuente de información 100% verificada.

Tiendas sin escrúpulos

A menudo se pueden encontrar tiendas que ofrecen comprar productos caros a precios muy bajos. En la mayoría de los casos, el cliente recibirá un producto falso o un producto que no se corresponde con la descripción, o no recibirá nada en absoluto. Naturalmente, estas tiendas piden un pago anticipado parcial o total. Estas tiendas suelen funcionar durante unos días y luego desaparecen. Para comprar con seguridad en Internet, debe utilizar sólo recursos probados que funcionen durante mucho tiempo. Si se adquiere un producto en una página web desconocida, en ningún caso se debe pedir el producto previo pago, aunque sea pequeño.

Suscripción a servicios

Muy a menudo puede encontrarse con un servicio o una aplicación útil, por cuyo uso hay que pagar una cuota de suscripción. Muy a menudo los desarrolladores ofrecen un período de prueba gratuito, para cuyo lanzamiento es necesario registrarse y especificar los datos de pago. Una vez finalizado el periodo de prueba, el usuario tiene derecho a cancelar la suscripción y rescindir el contrato. En muchos casos es así, pero a veces resulta que el proceso de cancelación de la suscripción es muy complicado o imposible de hecho. Evitar el engaño es bastante sencillo; hay que estudiar detenidamente el acuerdo antes de suscribirse y asegurarse de que es posible darse de baja no sólo en teoría.

Cartas y mensajes dudosos

A menudo se encuentran cartas en las que se felicita al usuario por un increíble premio de lotería o se informa de una enorme herencia. Y para recibir su dinero legítimo, debe proporcionar sus datos de pago o transferir una pequeña cantidad para su identificación u otros motivos, que pueden ser muchos. Naturalmente, no obtendrá nada a cambio, y si deja sus datos, es posible que no encuentre una cantidad seria de dinero en la tarjeta. Por lo tanto, vale la pena estudiar cuidadosamente la fuente que envió la carta. Nadie envía documentos de herencia por Internet, y mucho menos exige datos, por lo que este tipo de cartas deben eliminarse inmediatamente, así como los mensajes sobre la obtención del premio gordo, si no se ha participado en ningún sorteo.

Mensajes de amigos

A menudo la gente piratea las redes sociales y envía todo tipo de mensajes a sus contactos pidiendo ayuda. Todas las solicitudes, de un modo u otro, se reducen a la obtención de datos, y los estafadores también pueden pedir simplemente la transferencia de una pequeña cantidad de dinero. Para evitarlo, es mejor ponerse en contacto con el propietario de la página en otro recurso o por teléfono y aclarar la información. También puedes hacer varias preguntas a la persona con la que estás hablando, y las respuestas a estas preguntas dejarán claro si el propietario de la página se está comunicando contigo.