Esta cuantía, procedente del remanente de tesosería del Ayuntamiento, iría destinada a líneas claves de infraestructuras, educación, cultura, sociedad o eficiencia energética

La borrasca ‘Blas’, que ha afectado al este del país durante el fin de semana, seguirá «complicando» el tiempo en Baleares y en las regiones del Mediterráneo mientras que en el resto de la Península, sobre todo en la mitad oeste, predominarán los cielos poco nubosos o despejados, con temperaturas frías, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

El portavoz de la AEMET, Rubén del Campo, ha señalado que en Baleares las rachas de viento superaron el domingo los 110 kilómetros por hora en la sierra de Alfabia (Mallorca) y 95 kilómetros por hora en el aeropuerto de Menorca, a lo que se sumó mal estado de la mar y chubascos que, sin embargo no alcanzaron gran intensidad.

En la Península, el fin de semana también soplaron rachas muy fuertes de viento en los Pirineos y en puntos del valle del Ebro. Fueron vientos del norte y del noroeste que alcanzaron los 102 kilómetros por hora, tanto en Cerler (Huesca) y en las Bárdenas Reales (Navarra).

Respecto a las temperaturas, ha apuntado que fueron en general «bajas para la época en todo el país», ya que se quedaron entre 4 y 7 grados centígrados (ºC) por debajo de los valores climatológicos normales y las mínimas dejaron heladas en «amplias zonas» del interior.

Del Campo ha indicado que las más intensas se produjeron en parajes de alta montaña, como en Cap de Baqueira (Lérida) a 2.400 metros de altitud, donde se midieron -10ºC, o en Sierra Nevada, a 2.800 metros llegaron a -9ºC.

En cuanto a las zonas pobladas, el portavoz destaca las heladas registradas en los páramos del centro y los centro y son destacables los -6ºC en Molina de Aragón (Guadalajara).

De momento, ha pronosticado que ‘Blas’ se quedará «unos días más, posiblemente hasta el viernes» en el Mediterráneo occidental, donde se quedará aislada de la circulación general por los sistemas de altas presiones, uno al oeste, que también dejará cielos poco nubosos en el Península y otro al este de la borrasca.

El portavoz explica que todo el centro de altas presiones queda aislado de la circulación y continuará provocando vientos intensos, mal estado de la mar y chubascos tormentosos en Baleares principalmente, pero que también podrían afectar de manera más débil a las regiones mediterráneas de la Península.

En el resto, predominarán los cielos poco nubosos y sin lluvias y las temperaturas subirán de forma general, pero seguirán las heladas nocturnas en el interior de la mitad norte, aunque ya serán menos frecuentes e intensas que las de los últimos días.

En concreto, espera que el martes y el miércoles en Baleares y el Mediterráneo ‘Blas’ se acerque algo más a España por lo que la inestabilidad en el archipiélago se intensificará de este a oeste y los chubascos localmente fuertes serán generalizados y persistentes el miércoles y, localmente, habrá tormentas. Así, prevé que afecten a puntos de Cataluña, Comunidad Valenciana y Región de Murcia y podrán persistir el miércoles en el nordeste de Cataluña, sur de la provincia de Valencia y norte de la de Alicante.

Por el contrario, en el resto del país seguirán predominando los cielos poco nubosos o bien con algunos intervalos en la mitad norte, pero sin lluvias. También seguirán los vientos intensos en el valle del Ebro, en Pirineos, Cataluña y Baleares y habrá temporal marítimo en buena parte del área mediterránea, tanto de la Península como de Baleares, con olas de 3 a 5 metros. Las temperaturas no experimentarán grandes cambios, aunque tendrán cierta tendencia descendente. El martes y el miércoles se esperan heladas en zonas de montaña, en el este de la meseta norte y en páramos del centro.

En cuanto al jueves, probablemente será un día similar a los anteriores en Baleares y el Mediterráneo, con lluvias y chubascos localmente fuertes y persistentes sobre todo en Mallorca, Ibiza, este de Cataluña y una zona comprendida entre el sur de la provincia de Valencia y norte de la de Alicante. En el resto del área mediterránea se esperan chubascos frecuentes e intensos.

En el resto de la Península se mantendrá la misma situación: sin lluvias y con cielos poco nubosos, con vientos fuertes en el nordeste y en Baleares durante los tres últimos días de la semana.

El fin de semana los termómetros subirán de manera progresiva, remitirán las heladas nocturnas y el ambiente será más suave durante el día.

Respecto a Canarias, Del Campo indica que los vientos alisios perderán intensidad y girarán al este, lo que podría provocar un incremento del polvo sahariano en suspensión (calima). Tendrán intervalos nubosos en el norte de las islas más montañosas y alguna llovizna débil por allí e intervalos nubosos en el resto. Las temperaturas seguirán sin cambios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here