La aerolínea Iberia ha renovado en mayo el servicio gastronómico para la clase ‘business’ de sus vuelos de largo radio basándose en la diversidad y riqueza de la cultura culinaria española, incluyendo un maridaje con vinos de toda España, dos de ellos de Castilla-La Mancha.

Las recetas combinan productos de temporada de gran calidad con alimentos que tienen un alto valor nutricional, y están elaboradas respetando al máximo la textura y sabor de las materias primas, para que puedan degustarse en el avión con las mayores propiedades.

En verano, el servicio gastronómico en clase ‘business’ de Iberia se abre con un español salmorejo o gazpacho, al que sigue una ensalada, un entrante y un plato de queso.

Ensaladas de rúcula, espinacas, quinoa negra, berros y otros productos con un alto valor nutricional abrirán los menús de Iberia de los próximos meses. Los quesos son otra muestra de la gran variedad gastronómica española: manchego, de cabra, Mahón, San Simón que se sirven acompañados de membrillo y uvas.

Y entre los nuevos entrantes, platos fríos y templados como el pastel de cabracho, la pechuga de pollo en escabeche, los langostinos confitados, la terrina de pato o el salmón ahumado.

EL MEJOR MARIDAJE

Al mismo tiempo que Iberia ha cambiado sus menús, ha renovado también su bodega para los próximos tres meses: dos vinos blancos y tres tintos que son una buena muestra de la riqueza vinícola española, y que combinan a la perfección con entrantes fríos, carnes rojas, pescados y pastas.

Un vino blanco fresco y joven de Toledo -Gran Sello Macabeo Verdejo 2017- y otro más elegante de Rueda -Val de Vid Rueda 2017-, ponen el contrapunto a la colección de tintos: Artero Reserva 2013 D.O. Mancha, Baigorri Crianza 2015 D. O. Ca Rioja (Alavesa), y Rolland Galarreta Ribera 2015 D. O. Ribera del Duero.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí