Salones Epilogo

Entonces vino alguien y me habló de la vida

Vinicola Inline

y del amor.

Me habló de risas,

de noches y mañanas,

de ganas ,

también de dolor.

Me habló de ilusiones,

de planes, de espera, de las personas,

de luchar ,

y de lo efímero del tiempo.

Me quedo bastante claro.

No sabía lo que me estaba pasando,

hasta que entendí que ya otras veces me había sentido así.

No era amor, ni era dolor.

No era costumbre, ni era espera.

No era desgana ni aburrimiento.

Era cambio, entonces sonreí,

después del cambio llega el resurgir.

Caja Rural Castilla-La Mancha – Donde Quieras
Compartir
Divagando entre líneas...Un grupo de chicas, con caminos y metas totalmente diferentes, a las que la vida, la suerte o la casualidad —llamarlo como queráis— alía.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here